Lago de la luna [Priv.]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Miér Abr 16, 2014 12:42 am

“Me adelantare al lago” le había dicho telepáticamente antes de marcharme de la reunión que se había llevado a cabo en el palacio de Zeus, ignorando si ella estaba de humor para que jugáramos en aquel lugar como tanto me lo había pedido hace tiempo. Para llegar ahí me escabullí en los dominios de Artemisa, sin estar seguro si lo que estaba haciendo era correcto, pero una promesa era una promesa y debía cumplir.

El lago era inconfundible, de hecho fue lo primero en lo que puse mis ojos una vez llegue a este sitio todo verdoso, lleno de mucha flora, y sorpresivamente había algunos animales en las cercanías, supondré que hacían alusión al hecho de que la diosa de la luna también era considerada una buena cazadora, y como tal necesitaba presas. Conejos, ciervos, animales pequeños y grandes, herbívoros en su totalidad, me sentía en el interior de alguna película de Disney en la que el protagonista era un pequeño ciervo que perdió a su madre, ya ni recuerdo como se llamaba.

Lo más llamativo de este lago es que el cielo sobre las aguas era un poco extraño, había algo así como un parche nocturno sobre ella en la que se podía ver la luna en todo su esplendor, adornada de estrellas, pero al mismo tiempo seguía siendo de día ya que hasta hace poco estaba atardeciendo, era un fenómeno genial si tenía que dar mi opinión, no tenía más palabras para describirlo.

En fin, me quite mi chaqueta y me senté casi que a la orilla del lago, viendo fijamente mi imagen reflejada, contemplando mi nueva apariencia no buscada con ese cabello negro que opaco a mi pelo plateado, y mi ojo derecho que se había tornado rojo como si la sangre hubiese invadido mis pupilas, me seguía dando un poco de vergüenza el cambio, y sentía algo extraño en mi interior, como si me hubiese olvidado de algo, era todo tan extraño.

Que tanto se tardara Lia? Se que la reunión era importante y que no me quede allí mucho tiempo, pero y ella? Tenía que quedarse de principio a fin? Además, me preocupaba un poco el cómo se sentía ahora que estaba enterada de que el Zeus anterior había perecido.
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Miér Abr 23, 2014 12:21 am

Lo había visto llegar y tan solo su simple aspecto, algo en él me había llamado la atención cuando se retiro tuve ganas de salir corriendo pero debía quedarme un poco más, en realidad haber sido nombrada capitana de los guerreros divinos me ponía en el rol de mano derecha de Zeus y como tal debía de permanecer a su lado en estos casos más que nunca, pero todo era demasiado descabellado, los sentimientos impulsivos estaban a flor de piel y mi estado no era el mejor en el que me encontraba, me había enterado de la muerte de mi viejo amigo por manos de Hades, mi hermano actuaba extraño y por si fuera poco el robo de Zeus el conjunto de Dioses me era un poco escalofriante, casi abrumador, quería salir corriendo pero a donde?

Queria correr como el agua de un rio, desembocar en el mar inmenso y perderme entre las olas, necesitaba respirar, estaba anciosa, entonces lo recorde; cuando me pude retirar mis pasos iban con prisa aumentando el paso en una corrida, soltando mi cabello dejandolo libre y liberando mi cuerpo de mi armadura, agitada me incline apoyando las palmas de mi mano sobre mis rodillas, sonrei mientras recuperaba el aire...

Ahi estas... Mor...

Su cabello era negro? porque... porque era negro, le vi de espaldas por lo que no note sus ojos hasta no estar a su lado y mirarle, lleve mi mano a su mentón, delicadamente le obligue a mirarme - mírame, que ah pasado contigo Mor? - por alguna razón el cambio, si bien no me desagradaba, me preocupaba un poco porque no creía que mi hermano de esos tipo punks que se hicieran cosas raras o cambios drásticos en su look, no, tenia que ser algo más y eso era lo que me dejaba un mal sabor en la garganta.

Le solté acariciando su mejilla, mi mirada parecía cansada, triste pero no perdía la firmeza de mi naturaleza, no importaba cuantas tormentas azotaran contra mi, como el árbol más fuerte, me mantendría en pie aguantando aunque quisiese en el fondo abrazarle y volver a llorar de nuevo, contarle como me sentía, que pensaba, que era lo que oprimía mi pecho, pero tirarle todo eso seria abrumador pero por alguna razón no pude evitar el dejar escapar una pequeña lagrima - lo siento, todo es un poco... complicado jeje - reí nerviosa sentándome a su lado, me quite las sandalias, que con cuerdas plateadas se sujetaban a mis piernas, dejando notar apenas las marcas sobre mi piel blanca, delicada.


Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Miér Abr 23, 2014 1:34 am

-Tu y yo somos uno Mordeth, uno…- sentía que me estaba volviendo loco, aparte de escuchar constantemente la voz de mi otra mitad hablando y riendo, veía como mi reflejo hablara como si fuese alguien diferente. Me mataban los nervios, se supone que yo no soy de los que les importa que es lo que los demás piensan de mí, pero este caso era diferente. Que se supone que diría Lia al verme en este aspecto tan extraño, me tomara enserio cuando le cuente? Junte mis manos y suspiraba de vez en cuando para dejar de ser tan negativo.

No pude sentir ni siquiera su presencia cerca de mi hasta que su mano estaba sobre mi mentón y fui obligado a mirarle fijamente a la cara, no se veía enojada fue mi primer pensamiento, pero eso no le quitaba que estuviese preocupada. Escuche su pregunta, pero las palabras simplemente no salían de mi boca tan fácilmente, yo en verdad no sabía que se supone que debía de responderle, quería mantener lo de mi pequeño encuentro con Hefesto a escondidas, pero no me gustaba ocultarle cosas ni mentirle, era un poco complicado.

En lo que deje de ser forzado a mirarle, desvié mi mirada hacia el lago nuevamente sin quitarle los ojos de encima a mi reflejo, me sentía un poco deprimido por lo sucedido porque a pesar de que la culpa fue de Hefestos por provocarme, de la guerrera divina por haberme arrastrado a ese lugar, yo cargaba mucho más culpa por que fui yo el que decidió no llevar un sello que mantuviese a raya a mi otra personalidad.

-Yo…- sus caricias me confortaban, pero aun así estaba intentado buscar las palabras adecuadas, como explicarme. –Perdóname Lia, esto fue mi culpa…- ella se sentó a mi lado luego de haberse disculpado sin razón alguna, y al ella quitarse las sandalias note aquellas marcas rojizas en su piel, las había llevado muy apretadas.

-Nunca se te ocurra quitarte ese sello que llevas en la espalda, al menos tú tienes el beneficio de haberlos usado.- la advertencia tenía que dársela, soy la viva prueba de lo que pasa cuando alguno de los dos trata de mantener una fuerza de voluntad sobre la del ser que llevábamos dentro. –Por mi parte, yo que nunca use uno de esos, llevo tiempo en una lucha constante con “el” por el control de mi cuerpo, pero dejo de querer someterme y se unió conmigo, es algo complicado, en teoría esa cosa dentro de mí y yo somos un mismo ser compartiendo el mismo alma y cuerpo…-

Trate de parecer lo más relajado que pudiese estar, incluso mostré una sonrisa un poco forzada en mi rostro para no preocuparla pero tenía que admitir que esta era la primera vez que me sentía completamente asustado por la situación, tanto era que me tenía sudando gotas gruesas de sudor que se deslizaban de mi frente por mis mejillas y terminaban en caída libre desde mi barbilla. –El cambio de color en el pelo y mi pupila derecha parece ser lo mucho que pudo avanzar, pero fui lo suficientemente capaz de mantenerlo a raya no te parece?- reí, aunque sonaba un poco vacía y sin sentido, era incapaz incluso de fingir cosas tan simples como esas.

-Lo peor es que ya no puedo pedirte uno de esos sellos como el que tienes, porque sería sellarme a mí mismo.- era la teoría detrás de esto, si se supone que éramos uno y ese sello que ella llevaba e servía para suprimir a la segunda existencia dentro de ella entonces como en mí solo estoy yo, me estaría jodiendo a mí mismo. –Por lo menos no paso de mi cabello y mi ojo, no siento otro cambio, al menos no visual., y el solo se manifiesta cuando estoy enojado, al menos así fue como empezó... .- suspire, para luego apoyar mi cabeza sobre su hombro.

-Perdón…- a pesar de haber tratado y tratado de sonreír, no pude contener algunas lágrimas que simplemente brotaron, aunque yo no estaba llorando, solo salieron…
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Vie Mayo 16, 2014 5:24 pm

Lo mire con atención, una mueca de preocupación se hizo presente en mi rostro pero luego de un rato de silencio que pareció hacerse eterno, por fin mis facciones se relajaron hasta el punto de sonreír, mis dedos jugaron con su negro cabello, lo vi bonito, el mio era claro el suyo era oscuro, me gustaba el contraste, estaba buscando todo tipo de cosas bonitas para remplazar aquel sentimiento de culpa que me invadió de repente.

- te queda mejor el negro, sin contar que ese bi color en los ojos es cool - bese su frente, tenia razón, ya no podía colocar ningún sello una vez que esa maldición avanzaba a ese punto, Zeus en mi de pequeña había marcado mi cuerpo a modo de tatuaje y él mismo se encargaba cuando yo misma no lo hacia, debí de haberle preguntado antes a él si poseía algo que detuviese aquel veneno que nos devoraba por dentro y que ejercía un cambio importante no solo en nuestras personalidades sino en el estilo de pelear y pensar, suspire.

Porque estábamos tristes? o apenados?, estábamos juntos cualquier cosa que pasara estaríamos el uno para el otro, eso estaba bien claro, las pulseras con aquellas piedritas lo demostraban bastante bien, me puse de pie iba a desabrochar el vestido, que estaba sujeto en los hombros con botones de plata, pero recordé que eso podía incomodarle, entonces me detuve midiéndome.

- no importa como te veas yo se lo que eres, se quien eres y para mi eso no cambiara... somos iguales, comprendo lo que es y por eso permaneceré siempre a tu lado peroooooo!!! - lo tome de la mano y lo obligue a ponerse de pie para luego soltarle y caminar hasta el lago, me quite las sandalias - vinimos a bañarnos en el lago de Artemisa jejeje - le guiñe el ojo, estábamos haciendo algo que no se debía, pero la diosa no estaba presente, por lo que no me preocupaba, ademas portarme de vez en cuando mal o hacer travesuras estaba en mi, no podía evitar querer romper alguna que otra regla, seguía demasiadas, en algún momento tenia que divertirme no?

Cuando mi pie toco el agua me detuve, estaba fría!, solté una risita entonces tome fuerzas y camine dentro de esta, el agua me llegaba a las rodillas ahora y el vestido se levantaba, era una tela liviana por la que parecía bailar a mi alrededor cuando me movia en el lago, me voltee y extendí mi mano a Mor haciéndole señas para que viniera - ni se te ocurra dejarme sola porque ire por ti y te pateare aquí dentro! - me tente, hundí mi mano en el agua y le tire algo de esta en su dirección buscando mojarle un poco.

- neeee, Mor... que piensas de todo esto, del robo quiero decir y de la aparición de todos esos dioses, no los había sentido antes, todos fueron muy de repente, algo me tiene intranquila - no quería decirle que el viejo Zeus, el que era mi amigo ahora estaba muerto, no sabia si el lo sabia o como reaccionaria pero era un tema que pretendía dejar de lado y ocuparme más adelante yo misma de buscar quien pagaría por ese crimen - Afrodita tiene el mismo porte de siempre, letal y hermosa... a Ares me dio la sensación de que mejor tenerlo lejos que de aliado y Hefesto... - en ese momento no me di cuenta pero suspire como si fuese una niña enamorada - creo que... - me detuve, no supe que decir de aquel Dios. Pero mientras hablaba iba caminando un poco más adentro del lago, el frescor del agua ya se había ido, ahora la sentía agradable al contacto con mi piel.


Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Dom Mayo 18, 2014 5:34 am

Me sentí aliviado al escuchar esas palabras alentadoras, no pude evitar sonrojarme al escuchar esos cumplidos y se hizo un poco más notable después de que beso mi frente. Mire hacia el suelo escondiendo mi cara, la cual volvió a la normalidad un poco antes de que me obligara a ponerme en pie y se metiera al lago. –Lia…- quizá si era muy negativo, quizá si sobre pensaba las cosas y esperaba que todo fuese como ocurría en mi cabeza, ella no parecía estar molesta por el cambio, no parecía tomarlo en cuenta de hecho.

Frote mis mangas sobre mi rostro para secarme las lágrimas, no dejaría que mis lamentos opacaran la felicidad que debería sentir, tenía que superar las adversidades, sonreír un poco más. –Hay algún problema?.- me di cuenta que se tardó un poco en entrar al agua, y cuando lo hizo salpico un poco hacia mi dirección a propósito, aunque solo unas pequeñas gotas alcanzaron mi rostro, lo demás caía sobre mis zapatos. –Ah, esta fría…- no me molestaba mucho la temperatura, había entrenado mi cuerpo para soportar cosas como la calor o el frio, los cambios repentinos en la temperatura y el poder adaptarme a cualquier tipo de clima sin ningún problema, aunque el por qué lo hice… no lo recordaba, quizá lo hice porque en algún momento me serviría, como ahora.

-Está bien está bien, no me amenaces.- me quite mis zapatos y la camisa, dejando ambos en el pasto y metiéndome rápidamente al agua, a diferencia de ella me fui hasta el punto en el que no tenía donde pararme y debía nadar para mantenerme a flote. Mientras tanto, ella hablaba, perdía mi opinión sobre lo de la reunión y hacia sus comentarios sobre los dioses esos con los que teníamos que convivir, el último era una espina en mi pie.

-Hefestos…- deje mi cuerpo flotar sobre la superficie del lago mientras me perdía en mis pensamientos, no quería ocultarle la verdad, pero tampoco quería que se metiera a resolver mis pequeños asuntos. –Hefestos parece ser un buen tipo…- sonó poco convincente, forzado, se notaba a leguas que no lo decía sinceramente. –Al menos esa es la parte que mostro en la reunión, fuera de ahí es una persona totalmente distinta, créeme.- me sumergí por un momento, nadando hacia a ella, y cuando la alcance la tome de la mano para jalarla hacia el centro del lago.

-Afrodita no me preocupa en lo absoluto, Ares… me da la sensación de haber tratado ya con los de su tipo, no confió en el para nada, es más, no confiaría en ninguno de los dioses que viven en el olimpo, cualquier de ellos puede haberse llevado el objeto. No me sorprendería si uno de esos quieres tomar estas tierras para ellos, total de eso siempre se a tratado los conflictos divinos, el dominio de territorios y eso…- aunque dudo que todo el esfuerzo por ese artefacto sea por algo tan vago como eso, creo que hay algo más profundo que no se me ocurría.

-Para serte sincero, lo del objeto no es asunto mío, ni siquiera me importa, me parece de mal gusto que Zeus se haya descuidado y se atreva a pedir ayuda.- la solté y seguí avanzando. –Pero lo voy a ayudar, solo para seguir echándole en cara que se descuidó, además de que si no lo hago me reprocharas, y lo último que quiero es que te enojes.- sonreí y me lleve la mano a la cabeza con intención de rascármela, aunque sentí algo de lo que no me había percatado hasta el momento. –En que momento me hice esta cicatriz?- pase mis dedos por la cicatriz escondida por mi cabello, no recuerdo habérmela hecho en algún entrenamiento o haberme golpeado la cabeza en algún momento, habrá sido de niño?
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Vie Mayo 23, 2014 2:35 am

Lo mire molesta, con un poco de envidia, como era posible que no le costara nada meterse en aquel lago helado, por todos los benditos dioses, estaba congelada o era yo la exagerada quizás? Suspire y seguí metiéndome en el agua, pero más lento esperando a que mi piel se acostumbrara, mientras entretenida escuchaba lo que pensaba de los otros diose y me sorprendió que me dijera eso sobre Hefesto, oh pillin al parecer ya había estado haciendo sociales con los dioses y yo no estaba enterada!, me emociono, era realmente curiosa, como toda chica en su verdadero estado natural quería saber todo de lo ultimo!

- NO!! MOR ESPER….. – cuando me jale perdí el equilibrio y caí hacia adelante sobre él, haciendo que todo mi cuerpo entrara al agua de una, temblé, lo mire de manera asesina – te matare… - le tire del pelo de manera juguetona mientras nadaba ahora sin hacer pie en donde estábamos.

Cuando mi mente se enfrió tanto como el agua y me termine de acostumbrar repare en que mi hermano tenía razón, lo razone un poco mejor analizándolo, era cierto cualquiera podría haber sido incluso el que me parecía más agradable podría haber robado porque todos tenían acceso a ver a mi señor y todos al Olimpo de igual manera, pero entonces debía ser alguien en el que el confiara? O que tuviese alguna habilidad para hacerle olvidar ese preciso momento, era muy complicado, a diferencia de Mor a mi si me preocupaba y de sobre manera al parecer porque el simple tema o mención me hacia alborotarme y ponerme nerviosa, tal vez no veía la magnitud de que sin la protección de Zeus sobre el Olimpo cualquiera podría tomar el trono y hacer lo que quisiera, estaba vulnerable y de igual manera nosotros a cualquier ataque, erramos su única fuerza ahora, éramos la única pared que lo protegía de los demás y eso era peligroso, una sensación rara invadió mi cuerpo temiendo en lo peor, mi rostro demostró la preocupación durante unos segundos.

Me causo gracia como mi hermano buscaba siempre una escusa para hacer todo y no quedar pegado a cualquier tipo de sentimiento o lazo hacia alguien más, era como un nene pequeño que no quería que le vieran con una novia o que mamá le dijera que hacer, era hermoso, y me quede sin darme cuenta mirándolo quise besarlo de nuevo y como nunca me frenaba ante aquel sentimiento y deseo nade hasta él rodeándole por el cuello pero no le di un beso, algo pareció extrañarle – hum… déjame ver – aparte su pelo peor era una cicatriz ya vieja, no estaba abierta ni nada – te debiste dar tan fuerte que ni lo recuerdas jaja – bese su frente, su mejilla y jugando porque sabía que le molestaba la comisura de sus labios, lo solté y nade lejos de él antes de que se enojara.



Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Vie Mayo 23, 2014 2:41 pm

-Pero…- no sé, algo me tenía incomodo acerca de la cicatriz. Yo nunca olvidaba cuando me hacia una de esas, por el simple hecho de que todo el proceso involucra tener sangre escurriéndose por mi cabeza y tener que limpiarla, además de que justo antes de tener era herida debió de haber un factor causante, cosa que también olvide por completo. No debería preocuparme tanto por algo tan estúpido como una cicatriz vieja que ni siquiera me duele, pero me daba curiosidad.

Incluso ella lo reviso y no parecía reconocerla. Note que se fue un poco lejos después de los besos que me dio, por qué? Me parecía curioso considerando que ella no se me aleja con tanta facilidad, y no era que me molestara, yo ya me había adaptado al hecho de que era un poco mimosa y afectiva.

Me sumergí bajo las frías aguas del rio, le haría una pequeña travesura a Lia ya que estábamos aquí, pero no pude evitar apreciar la vista, no era algo tan hermoso como un campo de flores o algo por el estilo, pero sí que habían cosas curiosas si mirabas hasta el fondo del lago. Algas en su mayoría, en medio de ellas pilares de mármol en mal estado, y uno que otro esqueleto, pero opacando ese lado tétrico note que había unas pequeñas piedritas brillantes, como si el cielo estuviese a mis pies y fuese iluminado por estrellas.

Era bastante peculiar si me preguntaban. De cualquier forma, tendría que apurarme porque yo no puedo aguantar la respiración por mucho tiempo. Nada con cautela hacia ella, cuando ya estaba al alcance de mis manos la tome de los tobillos y la hundí, puede que se fuese a enojar pero no creo que lo fuese a hacer, fue a esto a lo que vinimos no? Jugar y sentirnos niños una vez más.

Emergimos al mismo tiempo, recupere el aire y esta vez estaba frente a ella, riéndome un poco por la sorpresa que le pude haber causado haciéndole eso. –No te preocupes, no me estabas incomodando, si es por eso que te alejaste.- ambos habíamos hablado al respecto y aquellos parecía ser la razón más factible, ella se preocupa mucho por mi bienestar, mi comodidad, al menos a demostrado mucho interés en eso desde que llegue al olimpo, es como si se sintiera culpable de sacarme de mi antigua vida cuando la que me dio es mucho mejor, no sé, es lo que deducía.

-Puedes…- me detuve, quería que ella siguiera mimándome si se puede decir de esa forma, más que acostumbrarme a ellos, había desarrollado una especie de dependencia emocional. Me relajaban? Me aliviaban? No sabía describirlo con exactitud, pero se sentía bien. –Puedes seguir, no me molesta.- le acomode los brazos alrededor de mi cuello, y por supuesto que mi rostro estaba tan rojo como un tomate, pero era el precio a pagar por un pequeño capricho que quería.

-Por cierto, no tienes otros de esos dijes? Para que sepas cuando mi enemigo esté en peligro y eso…- sé que los dijes no funcionan de esa manera, se supone que notifican cuando la otra persona corre peligro, y lo más probable es que cuando me encuentre en una situación tendré un enemigo extra, mi otro yo tratando de tomar control. –Ya sabes, como el que me diste.- sabía que una de las maneras más efectivas de que me dejara de fastidiar era el tenerla cerca, no sé por qué, pero así es como se ha comportado. Y si, solo había mencionado lo del dije para mantener la conversación andando, no quería que nos quedáramos en un incómodo silencio y a la larga no tuviésemos nada que decir.
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Vie Jun 13, 2014 2:25 am

Al parecer no parecía enfadado, o al menos eso me pareció, quizás me equivocaba porque se sumergió y deje de verlo, le perdí de vista, no era para tanto como para irse a ahogar en aquel lago, abrí los ojos como platos cuando sentí el tirón, era obvio que era él, no había bichos raros en aquel lago que yo supiera pero me había tomado desprevenida y había tragado bastante agua por lo que tosí bastante cuando salí a la superficie de nuevo, le mire enojada pero el aire asesino se me fue enseguida cuando hablo, mis mejillas se tornaron de color rosado.

Era cierto que ya habíamos tenido una charla con ese tema, pero aun así no podía evitarlo, no quería incomodarle, pero supuse a esa altura por aquel gesto de su parte de acercarme, aunque le diera pena quería tenerme cerca y eso invadía mi cuerpo por completo, aquel calor insoportable me consumía como si el fuego de ambos planetas se intensificaran cuando estaban cerca, afiance mis brazos alrededor de su cuello y mis dedos se enredaron en su cabello, mientras escondía mi rostro en su cuello, mi cuerpo había acortado toda distancia con el suyo pegándolo completamente, estaba segura que de esa manera él podía escuchar los latidos de mi corazón… o eran los suyos?.

- Lo siento, si fue por eso, pensé que te incomodaría – había escondido mi rostro porque ahora estaba tan rojo como el suyo, suspire y sacudí mi cabeza un poco, divisando de nuevo la línea, débil, que separaba la fraternidad de lo indecente en aquella complicada relación de hermanos que teníamos – eh? – había pasado unos segundos, quizás un minuto, pero me había parecido una eternidad permanecer enredara en él.

Los dijes, era algo fácil de hacer, los anteriores eran débiles y se habían gastado con un solo uso porque solo había usado una parte del par para hacerlos, quizás ahora la magia funcionaria como debía ser, entonces pensé en donde podría conseguir piedras hermosas como las que teníamos y recordé el lago, los destellos furtivos que había visto cuando me sumergió, sonreí y le di un beso en la mejilla – puedo hacer nuevos… espera – y cual sirena que cautiva lo solté con cuidado sumergiéndome, mis dedos rozaron sus piernas mientras me hundía, me tarde poco en llegar al fondo y volver, no aguantaba tanto pero si nadaba rápido y el lago no era tan profundo por lo que regrese a la superficie con dos pequeñas piedras – ven volvamos a la orilla! Hagamos nuevos dijes! Será divertido ~ - mi voz sonaba animada y dulce, bastante animada y sin preguntarle o esperarle volví a arrastrar de él, tomándolo de la mano nade de nuevo hasta salir del lago, temblé un poco al salir.

El cambio del agua a la que me había acostumbrado y la brisa que se sentía fuera de esta hacia que se me helara el cuerpo al estar húmedo pero no le di mucha importancia, mi cabello goteaba sobre mi rostro, se pegaba a mis hombros, espalda y pecho tapando casi por completo donde el vestido perdió el color y se volvía transparente, mire las dos piedras y se las mostré a Mor sonriendo, serian nuestros nuevos dijes, una poseía el color verde de nuestros ojos la otra era roja como el ojo suyo que había cambiado, ese sería el mío, yo tendría la de su ojo distinto y el la del color de mis dos ojos, me pareció justo y bonito al mismo tiempo.

- Sabes – dije mirándolo detenidamente – no me gusta que seamos diferentes… buscare tintura negra más tarde – con total naturalidad había dicho aquello como si fuese algo trivial pero que a mí me afectaba – tienes algo con que cortar? – le pregunte mientras me sentaba a la orilla del rio y dejaba las dos piedras descansar sobre la hierba, estas brillaban ya de por si con intensidad por la luna que las alumbraba y lo volví a mirar fijo, podía cambiar el color de mi cabello pero no el de mis ojos, me preguntaba cómo iba a hacer para estar de nuevo idéntica a mi hermano – necesito sangre de tuya y mía para esto, es solo un pequeño corte no te asustes no te cortare una parte je – sabía dónde cortar para que sangrara lo necesario y no a borbotones, tantas veces había cortado la piel de otros, gargantas, muñecas, entre otras cosas, siempre con el fin de acallar la voz en mi cabeza, ya conocía cada vena que pasaba por el cuerpo de un humano y si bien nosotros éramos inmortales al ser guardianes del olimpo aun seguíamos siendo humanos.


Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Dom Jun 15, 2014 3:45 am

Permanecimos juntos por un momento, ella escondía su rostro pero pude ver un poco lo rojo que se había puesto, me había propuesto a mí mismo no verla como algo más que una hermana a la que sobreprotegía pero aquello se me hacía imposible con cada día que pasaba en el olimpo, yo reprimía mis sentimientos formando un nudo en mi interior cada vez que estaba con ella, pero sin evitarlo lo aflojaba.

Como sea, en mi intento de superar aquel pensamiento trate de enfocarme en algo más como en los famosos dijes que se supone que haríamos. Ella parecía dudar un poco de mi petición, pero supuse que el bombillo mental se le encendió cuando me dio un beso en la mejilla que me dejo igual de atontado que cualquiera de los que me dio anteriormente, haciendo que mi cara volviese a pintarse de rojo.

Al verla sumergirse pensé en esas cosas brillantes en el fondo del lago y espere pacientemente a que emergiera con ellas, lo que eventualmente hizo, y termine acompañándole hacia la orilla cuando me lo pidió. No pude evitar sentir una enorme sensación de frio cuando estábamos a merced del viento que soplaba y hacia que todo fuese más fastidioso, pero para mí esto era un entrenamiento, al menos así lo quería tomar en lugar de ponerme a llorar por eso.

-Me gusta cómo te ves ahora con el cabello de ese color…- di mi opinión sobre su comentario en lo que me lleve el pulgar a la boca y lo rasguñe con mi colmillo para darle la sangre que me pidió para los dijes, extendiéndolo hacia ella una vez la sangre escurría por mi mano.

-Pero no me opondré si te quieres teñir el cabello de negro, te verías igual de hermosa…- la sangre empezaba a gotear al pasto de la orilla, mi manos se cubría con ese líquido carmesí que me mantenía con vida, si no se apuraba quizá me terminara desangrando. –Y ahora?-
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Dom Jun 15, 2014 9:40 pm

Hice una mueca como si intentara convencerme de lo que decía, no dudaba que me quedara bien el plateado pero… él ya no poseía aquel color y yo no quería estar distinta a él, si tenía el pelo negro lo teñiría de negro, incluso si se le ocurría tenerlo de color azul yo haría lo mismo, era una cuestión que no entendía muy bien, solo quería, simplemente y sin otra explicación, parecerme a él, no podía hacerlo en cuanto a personalidad pero si en apariencia. Suspire pero no de manera pesada sino para despejar mis pensamientos, sacudí mi cabeza un poco y volví los pies a la tierra otra vez.

- Aunque te opusieras crees que no lo haría? O tu regresas al plateado o yo lo pinto de negro así de simple – reí ante mi tan inteligente “amenaza” – ahora?… oh lo siento, ven dame eso – tome su mano abriendo su palma, estaba llena de sangre, no me daba impresión, estaba tan acostumbrada a aquel liquido rojo, tibio, que fluía por el cuerpo de cualquier ser vivo.

Puse la piedra de color rojo en el centro de su palma y con mi uña corte mi mano contraria a la que él se había cortado y coloque en el centro la piedra de color verde, cada una se bañaría con la propia sangre de su propietario, cerré la palma de Mor e hice lo mismo con la mía – puedes encender tu cosmos? – cuando se lo pedí cerré los ojos y encendí el mío, en mi mente recite palabras que tal vez yo sola entendía, pocas personas en el mundo sabíamos hacer este tipo de objetos o estas cosas, era lo que los mortales llamaban brujería, cuando termine el cosmos de ambos tendría que haber reparado incluso las heridas, abrí mi palma y con suavidad le invite a él a hacer lo mismo, ambas piedras ahora brillaban, sonreí – simple no? Son lindas…

Tome ambas piedras, la punta de mi dedo se ilumino y agujero apenas la punta de ambas piedritas, le di a él la de color verde la que yo había bañado con mi sangre y me quede para mí la que poseía su sangre, así cada piedra estaba conectada con uno mismo y el otro podía saber si necesitábamos ayuda, si estábamos en peligro o requeríamos del otro, era una forma de estar comunicados, solo que estas durarían más, era un pacto entre ambos, no eran hechas de mi sola sangre – te quiero ~ - pronuncie en nuestro idioma, en un susurro acompañado de un leve sonrojo mientras le sonreía con calidez.



Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Mor el Lun Jun 16, 2014 12:21 am

-Paso de ponerme cosas en la cabeza…- bueno, Lia estaba determinada a que siguiéramos siendo iguales, pero eso de que alguno se tuviese que pasar químicos por la cabeza para asimilar el color de pelo del otro no se me hacia la mejor opción, no es que fuese tan paranoico por una cuestión cosmética, pero tirarte todas esas cosas que te matan si llegas a ingerir no lo veía con buenos ojos. Pero se trataba de ella, no le iría a reprochar el deseo de que seamos iguales, yo también quería que lo fuéramos.

Dejándome llevar por sus indicaciones y obedeciendo sus peticiones, sostuve en mí mano ensangrentada aquella gema de color rojizo, que al contrario de la gema de ella era de tono verde, supe inmediatamente a que hacía referencia ambos colores, no me molestaba en lo absoluto. Con mi punió cerrado por Lia, encendí mi cosmos levemente sin saber que era lo que exactamente sucedería, pero pude sentir que el corte en mi pulgar había desaparecido por que el dolor ceso, y cuando lo abrí la sangre ya no pintaba mi mano, como si todo hubiese sido absorbido por la pequeña piedra que brillaba en un intenso color rojo. –Donde aprendiste este tipo de cosas?...- sea lo que fuese esto, magia, brujería o artimañas divinas, dudaba que fuese algo que le enseñaran así nada más a los humanos que habitábamos en estas tierras.

Antes de que pudiera seguir contemplándola, me la quito y me dio la de color verde que había sido alimentada con su sangre, la cual también seguía brillando en aquel momento pero poco a poco su tonalidad se ponía tenue, no brillaría a no ser que sea únicamente para cumplir su función. Más aún estaba sorprendido, tanto que seguía mirando mi mano como un tonto, sabiendo que ahora tenía los medios para saber cuándo se encontraba bien, cuando estuviese en apuros, podría estar seguro.

Cuando escuche sus palabras levante mi mirada, viéndola directamente a su rostro sonriente y levemente sonrojado. Aquel idioma lo conocía, solo que no lo utilizaba porque nunca tuve que hacerlo hasta ahora. –Ich… liebe… dich… auch… Lia- el que demorara con una frase tan sencilla como esa demostraba que tan poco uso le había estado haciendo a algo como mi lengua natal.

Guarde la gema en mi bolsillo y luego extendí mi mano hacia ella, hacia su rostro, acariciando su suave mejilla –Que cálida y suave se siente…- susurre como si hubiese pensado en voz alta, cuando yo estaba soportando el frio abrazante que me envolvía y seguramente también a ella. Aleje mi mano rápidamente apenado por lo que había hecho sin haberlo pensado, y luego le di ligeras palmadas en la cabeza sobre su cabello mojado e igual de frio que mi piel en estos momentos.

-Seguiremos nadando?- a eso habíamos venido inicialmente, mi sonrisa se había una mueca igual de divertida que las que ella hacía para tratar de animarme, aunque eso de tomarla de la mano y jalarla al agua, o salpicarle, se me complicaba un poco. –O el frio te está matando, eh?- el tono en el que sonó aquella pregunta fue sin dudas para tratar de fastidiarla, ya que a diferencia de mi ella era muy sensible a las temperaturas, o al menos eso sabia por experiencia propia de la vez que nos cubrimos de la lluvia en Rodorio.

Y luego me quede pensando… -Oye… que hacia yo en Rodorio esa vez?- aquellas palabras hicieron que me doliese un poco la cabeza, pero para no preocuparla no dije nada, solo me pase la mano por encima de mi cabello, aunque eso no iría a aliviar mi dolor. –Y donde nos bañamos juntos?...-el dolor se intensifico, respire hondo y trate de sobrellevarlo aunque se me estaba haciendo más fastidioso.

___

El texto aleman se supone que dice "Yo tambien te quiero Lia"
avatar
Mor

Mensajes 670

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Leliana el Lun Jun 30, 2014 1:41 pm

Cerré los ojos sintiendo su caricia, sus palabras en nuestra lengua, me tranquilizaba de una manera que no podía explicar, simplemente era algo que se sentía en el interior y hacia que el corazón bombeara con fuerza llevando calor a todo el cuerpo, el fuego de Marte y Venus se mezclaba y parecía que fuese a sofocarme de un momento a otro por lo que cuando propuso volver al agua asentí, ya no tenía frio sino todo lo contrario y el calor me estaba dando cosquillas en todo el cuerpo. Lo acompañe al agua de nuevo, ya no me molesta el agua fría.

- Frio yo ja! Soy de sangre cálida necesito enfriarme! – dije divertida chapoteando al entrar. El agua volvió a acariciar mi cuerpo, esta vez me molestaba más el vestido mojado, pesaba la tela y me era incomoda pero volví a recordar que tal vez a Mor eso le incomodara y suspire, estaba cerrándome y dejaba de querer ser tan indecente frente a mi hermano, estaba mal ser natural con tu misma sangre?, me mordí el labio.

De todos modos el frio me hizo temblar un instante, mi piel era sensible a los cambios de temperatura, tarde menos en acostumbrarme de todas formas por lo que busque el cuerpo de mi hermano para proveerme de calor – no lo se te encontré escuchando música… no recuerdo que hacías antes de que te encontrara o interrumpiera tu gran meditación – la primera pregunta no me pareció extraña, la segunda en cambio hizo que el agua se helara o ese había sido mi cuerpo, entonces vi su rostro, de nuevo su cabeza?. Puse mis manos en los costados de esta y levante su cabeza para que me mirara – Mordeth que pasa?... seguramente debe ser el stress de la reunión y todo el tema – lo abrace unos segundos antes de separarme luego de mirarlo extrañada.

Me preocupaba realmente, mi cuerpo se pego más a él y mis piernas se aferraron a su cintura, el agua hacia que mi peso no fuese el mismo, mis brazos rodearon su cuelo, que pasaba por su cabeza, que pasa?, quiero saberlo?, quería ver todo de Mor, quería sentirlo y saber que estaba pensando porque, no recordaba ese detalle, es decir podría uno olvidarse pero había sido la primera vez que nos habíamos encontrado – en tu templo… en la tina de este nos bañamos juntos, se te olvido… está bien si olvidas te hare recordar – como castigo mordí el lóbulo de su oreja de manera cariñosa, el cabello plateado flotaba en el agua – quiero quitarme el vestido me molesta – susurre medio enojada y molesta con la situación, realmente quería liberar mi cuerpo de aquella tela pesada pero quería el consentimiento de Mor para que no le incomodara.


Come with me...


EXISTE ALGO DE DISCORDIA EN CADA CORAZÓN HUMANO:

avatar
Leliana

Mensajes 244

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Lago de la luna [Priv.]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.